Por Ana Estrada @akulkan

Foto: Aaron Blanco para Unsplash

Depresión, aislamiento, baja autoestima, trastorno de sueño, ansiedad provocadas por estrés laboral, acoso psicológico, hostigamiento o malos tratos en el empleo, ¿te suena?

En verdad esperamos que tu respuesta sea “no”, peeero en caso de que hayas respondido “sí” a algo, te tenemos noticias: la empresa en la que trabajas ahora es responsable de tu salud mental, el estrés que se genere en el empleo y sus consecuencias.

Ajá, así cómo lo lees. La nueva norma oficial mexicana, llamada NOM-035-STPS-2018, elaborada por la Secretaría de Trabajo y Previsión Social, ahora regula estos aspectos laborales que parecían olvidados en un cajón junto con esos clips que jamás volviste a usar.

La idea de esta norma, explica el gobierno federal, es que se identifiquen los factores de riesgo psicosocial en las empresas y se evalúen los entornos de los trabajadores.

Suena bien, ¿no? Pues te contamos de qué va esta NOM-035, con respecto a la salud psicológica de los empleados.

Sí, ahora la empresa es responsable de tu estrés

Empecemos diciendo que los mexicanos somos los que más horas al año trabajamos en-el-mundo: nada más y nada menos que 2,148, según la OCDE; después de nosotros vienen Costa Rica (2,121 horas), Corea (1,993), Rusia (1,972) y Grecia (1,956 horas).

No conforme con esto, el IMSS calcula que hasta 75% de los mexicanos padece fatiga provocada por estrés laboral, ¡estamos por arriba de China y Estados Unidos!

Así que si ya le dedicamos gran parte de nuestra vida al empleo, ¿no estaría bien que al menos las condiciones laborales fueran mejores?

Precisamente la norma busca regular los riesgos psicosociales, como el ambiente de trabajo, la falta de control, el interferir con tu vida familiar, el liderazgo negativo y las laaaargas jornadas.

Lo explicaremos lo más sencillo posible: esta NOM-035 considera que todas esas actitudes o actos que afecten tu estabilidad psicológica, tu dignidad o tu integridad -como intimidación sistemática, insultos, humillaciones, marginación, indiferencia, rechazo o amenazas-, pueden ser castigadas, ¿por qué? Porque pueden provocar depresión, aislamiento e incluso pérdida de autoestima.

También se consideran situaciones en las que el jefe insulta, se burla o ridiculiza a los empleados.

¿Qué debe hacer la empresa con la NOM-035?

Identificar a los empleados más vulnerables y para esto también se publicaron cuestionarios que ayudarán a las empresas.

Tras la identificación de estas personas, lo que sigue es implementar acciones para combatir los efectos del estrés y buscar actividades recreativas, deportivas y de integración.

Además, la empresa debe trabajar en el sentido de pertenencia de trabajadores, capacitar adecuadamente a todes para que puedan realizar sus tareas diarias, ser muuuy clara con las responsabilidades de cada quién, distribuir adecuadamente la carga de trabajo y evaluar y reconocer el desempeño de su gente.

¿Qué provoca el estrés laboral?

Primero hay que comenzar por identificar los síntomas. Según el IMSS, estos pueden ser:

  • Emocionales: ansiedad, miedo, irritabilidad, frustración, muuucha impotencia, desmotivación.
  • Cognitivos: dificultad para concentrarte, estás confundidx, se te dificulta resolver problemas o aprender cosas nuevas.
  • Fisiológicos: tus músculos están contraídos, dolor de cabeza, espalda y cuello, sientes mucha fatiga o malestar estomacal constante.
  • Conductuales: ¡ojo! puede ser que te sientas menos productivx, cometes errores que parecen bobos, aprietas las mandíbulas o se te dificulta hablar o tal vez te ríes nerviosamente (coff…Joker, coff).

¿Ya los identificaste? Pues bien, las consecuencias a largo plazo pueden ser:

  • Ser menos productivx en tu trabajo.
  • Tu calidad de vida, ¡puff!, desaparece.
  • Problemas de salud física y/o mental.
  • Depresión y ansiedad.
  • Problemas familiares.
  • Y hasta riesgo de alcoholismo u otras adicciones.

Mira, da clic aquí y haz el test del IMSS para identificar tu nivel de estrés laboral.

Además, la NOM-035 también contempla trastornos de ansiedad y ciclos de sueño-vigilia, estrés grave y de adaptación provocadas por cargas de trabajo excesivas, falta de control sobre el trabajo, jornadas de trabajos superiores a las previstas por la ley.


 1,269 total views,  1 views today

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here