Maria Ondina Garza

Hoy, la humanidad se encuentra en un momento, en que obligatoriamente tiene que hacer una pausa para evitar ser contagiado del virus que sorprendió al mundo a finales del 2019, en momentos en que se celebraba el fin de año y se hacían las promesas o propósitos personales, familiares en algunos casos o profesionales, siempre, ante el año nuevo, 2020, que se esperaba que fuera mejor que el anterior.

Poco, o ninguna atención se prestó en el resto del mundo, al primer contagio, que fue descubierto y aislado por primera vez en Wuhan, China en diciembre 2019. Hoy, finalizando el mes de marzo, el mundo llora sus muertos, China, Italia, España, Estados Unidos, América Latina, más de 160 países en cinco continentes ya suman casi 700 mil casos confirmados y 33 mil muertes.  Según datos periódicos de la Universidad Johns Hopkins y puede que no refleje la información más actualizada de cada país, porque está aumentando a cada momento.  https://www.bbc.com/mundo/noticias-51705060

Cultura preventiva en Honduras

En países como Honduras, donde no existe una cultura por la prevención, se pierde la vida por enfermedades prevenibles como la diarrea y el dengue, entre otras, que podrían evitarse a través de la generación de políticas públicas que incentiven las buenas prácticas en la higiene personal, comunitaria, manejo de desechos, mediante el reciclaje de algunos productos, o en el mejor de los casos, reducir el consumo de cientos de productos contaminantes, sin embargo, controlar el mosquito que trasmite el dengue es casi imposible, cuando lo que se necesita es eliminar diariamente los criaderos de zancudos, no es una tarea difícil, pero nos gana la dejadez, la indiferencia, la ignorancia.

Otras epidemias

En los años 50 y 60 del pasado siglo, Honduras fue víctima de la poliomielitis, una epidemia desastrosa que provocó centenares de muertos y dejó discapacitados a cientos, quizá miles de hondureñas y hondureños que fueron atacados por esta cruel enfermedad.  El cólera de manera más reciente en los 90´s, con las diarreas interminables casi imposibles de contener, con más de 15 mil casos y provocando más de 200 muertes. Asimismo, enfrentamos otras crisis; una guerra fría en los años 80´s, un huracán Mitch en los 90´s, un terremoto y un golpe de Estado en 2009.

En momentos como este, la reflexión nos llama, nos motiva y nos exige a realizar un análisis urgente, sobre cómo se ha liderado nuestro país en las últimas décadas; la ineficacia de los programas sanitarios, la falta de inversión en salud preventiva y educación, sin dejar de mencionar los 65 mil millones de lempiras anuales que se pierden por la corrupción, según el Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) y el Foro Nacional de la Deuda Externa (FOSDEH).

Después de todo eso, ¿qué hicimos diferente? NADA. La corrupción e incapacidad de gobernar se manifiesta en su máxima expresión, un Estado de Derecho inexistente, un aparato operador de Justicia incapaz de aplicar la Ley a los saqueadores del erario público.

No hay tiempo ni espacio, para atender a los hondureños y hondureñas que se verán afectados por el Covid19, no hay forma de construir hospitales ni comprar medicamentos, porque no importó hacerlo antes, desde los 80´s hasta el 2020, la historia es la misma. ¿hasta cuándo?

La responsabilidad no sólo es de quienes gobiernan, sino de todos aquellos que priorizaron lo superfluo por encima de lo importante, el dejar hacer y el dejar pasar, los falsos liderazgos al frente de instituciones o de programas de desarrollo manejando millones de lempiras, que no se utilizaron con transparencia, ética, eficiencia, para lograr impactar en los más necesitados, en los más vulnerables, que hoy lo son más que ayer.

Ningún país estaba preparado para esta pandemia, porque no se puede esperar lo que no se conoce. Los problemas sociales de Honduras se multiplican más rápido que el virus, es urgente seleccionar a los hondureños y hondureñas que estén mejor preparados para administrar esta crisis, que además de conocimiento y experiencia cuenten con un compromiso social y deseo por dirigir los destinos de nuestro país.

¿Qué pasará en los próximos días, semanas, meses? ¿Cuántas personas morirán en Honduras? ¿Estamos preparados para enfrentar un caos mayor?

 227 total views,  2 views today

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here